El deporte, protagonista de la 91.ª ceremonia de los Oscar

ceremonia-oscars

Deporte y cine van de la mano desde hace años, y la  91.ª ceremonia de los Premios Oscar es un fiel reflejo de esta pareja bien avenida. Una edición más, las referencias al mundo del deporte no faltaron, llevándose incluso National Geographic una estatuilla por su documental ‘Free Solo’ basado en la escalada libre y sin cuerda de un experto en este arte como Alex Honnold, quien se propone en estas condiciones desafiar la roca de El Capitán (Yosemite, Estados Unidos).

 

En este 2019, ‘Free Solo’ demostró que en la gala por excelencia del séptimo arte hay cada vez más hueco para el deporte. A imagen y semejanza de las películas de cómics, las relacionadas con el deporte han ganado en trama y guion con el paso del tiempo, sorprendiendo cada vez menos que un film tenga en el deporte su hilo conductor. Al contrario de lo que sugiere su nombre, el documenta ‘Free Solo’ estuvo bien respaldado en la  91.ª ceremonia de los Premios Oscar por ‘Roma’, que, sin ser una película íntegramente deportiva, hace referencias al Mundial de 1970 en varias ocasiones y, como ‘Free Solo’, resultó premiada. Alfonso Cuarón se llevó el galardón a Mejor director y la obra obtuvo también el premio a Mejor película de habla no inglesa. Por si fuera poco, la tenista Serena Williams fue una de las presentadoras de la gala, coincidiendo su aparición pública con su regreso al ‘top-ten’ de la WTA.

El boxeo domina los Oscar

 No son casos aislados. Solo hace falta girar la mirada a 2018 para encontrar a ‘I, Tonya’, inspirada en la historia de la patinadora olímpica Tonya Harding, que levantó una de las tres estatuillas a las que estaba nominada, la de Mejor actriz de reparto con Allison Janney. Eso sí, la escalada, el patinaje y el fútbol, o el soccer como se le conoce en Hollywood al deporte rey, son principiantes en el universo de los Oscar en comparación con el boxeo. Y es que no ha habido disciplina más premiada en la historia. ‘Million Dollar Baby (2005) de Clint Eastwood se lleva la palma con hasta cuatro galardones dorados, uno más que ‘Rocky’ (1977) y dos más que ‘Toro Salvaje’ (1981). Ejemplos varios del dinero que mueve a su alrededor el cuadrilátero y la expectación que generan las principales veladas y las que están por confirmarse, ya que incluso hay cuotas abiertas para las apuestas dentro de las casas deportivas para un posible enfrentamiento entre Anthony Joshua y Deontay Wilder. Hablamos de los dos grandes dominadores de los pesados que están destinados a verse las caras algún día.

 

A falta de un cara a cara entre ambos, siempre nos quedará el cine. El boxeo siempre tuvo un peso importante a ese lado de la pantalla, y otras disciplinas van ganado en popularidad y reconocimiento por la Academia. Sin ir más lejos, ‘Free Solo’ se llevó el premio a Mejor documental. El carrusel de festivales de cine está en marcha y parece que el río conduce hasta Bilbao, donde ‘Noosa Chape’ podría seguir sus pasos.

Leave a comment